Oyaji no Senaka

oyaji-no-senaka

Título Original: おやじの背中
Títulos Alternos: Father’s Back, La Espalda de mi Padre

Me apodero de esta reseña ya que parece correcto ahora que conmemoro el primer aniversario de la muerte de mi padre esta semana [1][2].

Oyaji no Senaka es una serie antología de diez episodios centrados en la relación de los padres con sus hijos y familias, escrito y dirigido por diez equipos creativos distintos — que incluye a Yuji Sakamoto (conocido por ser uno de los escritores que adaptó Un Grito de Amor Desde el Centro del Mundo) — y que cuenta con diez sets diferentes de talentos que incluye a Takako Matsu (Confessions), Hikari Mitsushima, Koji Yakusho, Tomosaka Rie, Machiko Ono (!!), Ken Watanabe (!!!), Kimiko Yo… así como Toshiyuki Nishida, Tae Kimura, Mikako Ichikawa, y Saori Yuki, quienes aparecen en el tercer episodio titulado Nagori-Yuki.

Hay cierta belleza en la producción de Oyaji no Senaka que sólo se logra en las series one-shot (o de un solo intento) que sigue la vida de diferentes personas en distintas historias que no tienen nada que ver una con otra, aunque estas historias hablen de las relaciones que estos personajes tienen uno con otro. En el primer episodio, vemos el vínculo de cariño preocupado de un padre (Masakazu Tamura) con su hija (Matsu), quien ha sufrido un trauma severo. El segundo cuenta la historia de la hija boxeadora (Mitsushima) con su energético y revoltoso padre que se rehúsa a rendirse por ella, mientras que el cuarto se centra en la relación de un hijo con su distante padre. Angustiados, despreocupados, poco entendidos, intrépidos y… a veces un poco solitarios; la serie está diseñada para darle unos golpes a tu bobito, aunque nunca le falta momentos ligeros especialmente en el 2do episodio (Wedding Match, Pelea de Bodas), 3ro, 5to (Dobuko), y el 7mo (Nice to Meet You, Son — Justo en Conocerte, Hijo), que cuentas con buenas escenas en donde Mitsushima y Yakusho boxean con gusto, Horikita Maki es una policía con un papá que siempre trabaja de “malo de televisión,” y una carismática discusión entre Kimiko Yo y Watanabe.

Aunque los proyectos de antología siempre tengan sus errores, ya que es muy poco probable que a uno le gusté TODAS las partes de un proyecto, siempre hay favoritos. A mi parecer, el más interesante fue el 2do episodio (sin contar a Mitsushima) porque mostró una relación poco convencional entre padre e hija que — tengo que admitir — ha sido la que me conmovió más. Está muy bien actuado como lo fueron los papeles de Watanabe, Nishida o Jun Kunimura, pero con el tema del boxeo se realza sobre los otros. Es un excelente episodio por sí solo, aunque es difícil de creer que Mitsushima pueda boxear… me gustó su energía y entusiasmo en contraste con Yakusho. El episodio va muy bien como una doble presentación junto al 5to, que me hizo notar mi nuevo interés por Horikita Maki.

Aunque Oyaji no Senaka no pueda jactarse de la misma libertad creativa de proyectos como… Camouflage o Juri Ueno and the 5 Bags — después de todo, su temática es mucho más convencional — éste logra explorar diferentes sentimientos desde perspectivas interesantes, que en caso de una serie linear normal no se podría lograr, con actuaciones honestas.

Rating: ★★★½☆ 

amy

Editora de YAM Magazine, diseñadora de web, y blogger de medio tiempo.
Adicta a las películas, la música… y últimamente adicta a las series (a.k.a. TV).

Deja un comentario